San Miguel   BUSCADOR
  T.19° H.94% S.T.21°       
Opciones Avanzadas
 
   Sábado, 18 de Noviembre de 2017
Opinión 
Edición: 772 - Fecha: 9 de Abr, del 2006
“Pascua: la ejecución de un subversivo”

El 5 de abril la Iglesia de la Esperanza desarrolló su ya tradicional desayuno, que convoca a representantes de distintos sectores y entidades de la sociedad, donde el Pastor Salvador Dellutri desarrolló el tema “Pascua: la ejecución de un subversivo”.

     “Las palabras son como monedas, sirven –comenzó con su conferencia Dellutri-, intercambiamos ideas a través de las palabras, son las monedas usuales con las que nos comunicamos. Pero las palabras, como las monedas, también se gastan, van perdiendo su perfil y se transforman, a veces, en repulsivas sin serlo”.

    Fíjese por ejemplo la palabra imbécil, viene de una palabra latina, “im” que es un prefijo negativo, lo que quiere decir que no usa bastón. Ahora si yo hubiera comenzado esta reunión diciendo que esta es una reunión de imbéciles, ustedes no se hubiesen sentido bien. Pero la palabra empezó a cambiar en un tiempo y se ensució transformándose en un insulto, ése es el problema que tenemos con las palabras, a veces le queremos dar a las palabras el significado y es el poder el que se lo da (...).

    Todo esto para explicar que yo quería titular esta conferencia “Pascua: la ejecución de un subversivo”. ¿Qué recordamos en la pascua?, la ejecución de un subversivo. Jesús fue un subversivo, nosotros hemos ensuciado la palabra subversivo. Pero la palabra subversivo viene de aquel que puede subvertir especialmente en lo moral. La palabra subvertir es trastornar algo en el orden moral, éste es el sentido primero de la palabra. Cuando uno intenta que una sociedad cambie moralmente está tratando de subvertir lo que hay, por lo tanto todo el que busca un cambio es un subversivo (...).

    Cuando Jesús anduvo sobre la tierra él vivía en un mundo que estaba bajo la opresión del Imperio Romano que tenía un estilo de vida pagano, marcado por la decadencia, una escala de valores destructiva y un avance, como resultado de eso, de la desesperanza. Jesús proclama un cambio, quiere decir que no se conforma con el status quo (...).

     Los hebreos lo condenaron por subversivo. En el juicio que le hicieron lo condenaron por querer subvertir el orden que ellos habían establecido. Y los romanos, con Pilatos a la cabeza lo condenaron por subversivo, “éste es el Rey de los judíos” y lo crucificaron. La palabra Rey tiene mucho peso, es el hombre que puede o quiere llegar a desplazar el poder del César. Y los cristianos se transformaron en el primer siglo en un movimiento que intentaba los cambios, en un movimiento subversivo (...).

    Y en este sentido, creo, usando el sentido positivo de la palabra no como la hemos ensuciado en el tiempo, creo que es una de las cosas que hay que rescatar de la Fe cristiana, que es un inconformismo con la decadencia, el cristianismo es una forma de no está conforme con lo que está mal, con lo que degrada, con lo que destruye, es tratar de cambiar aquellas cosas que perjudican al hombre y no lo dejan desarrollarse. Yo he dicho varias veces que la Fe tiene que ser, no un estado de alineación de la realidad, sino tiene que ser un estado de lucidez para ver dónde está el mal y para de alguna forma actuar contra eso, y no actuar violentamente porque Jesús jamás usó la violencia, sino tratar de cambiar eso que perjudica el desarrollo de la sociedad.

    Y digo esto en estas Pascuas porque creo que estas Pascuas el interrogante que nos abre es ése, nosotros vivimos en la postmo-dernidad. ¿Cuándo nació la postmodernidad? Nosotros no podemos determinar eso a pesar de que muchos no nacimos en el mundo postmoderno, hemos nacido en el mundo moderno, lo que quiere decir que delante de nuestros ojos ha cambiado la sociedad en una forma violenta. En general se dice que la postmodernidad nace cuando el mundo occidental que los proyectos del mundo moderno no eran válidos, es decir cuando empezó el descreimiento. Perdió el tiempo creyendo en las grandes doctrinas de la modernidad, ninguna promesa se cumplió, ni la marxista ni la liberal, y nos sentimos frustrados. Y la postmodernidad es una manifestación del desencanto, estamos desencantados de todo, el hombre baja los brazos ante una realidad que lo supera (...).

     Yo creo que nosotros nos sentimos un poco aplastados ante esta realidad que vivimos hoy, porque allá por la década del ´70 había compromiso y lucha y pedido de reivindicaciones, se pedía o se hablaba de un hombre nuevo en una sociedad nueva, y en el presente creo que ya no veo que nuestra juventud esté pensando en cambiar absolutamente nada. Tal vez es eso lo que me enferma, parece que se están conformando con lo que el mundo es, con lo que la sociedad es, sin tener una actitud beligerante contra las cosas que están mal. Y no digo violenta, estoy diciendo simplemente beligerante contra lo que está mal.

    Estamos aplastado por un mundo de lo “hiper”, todo es “hiper”. Ya no hay dos o tres potencias, como en el pasado, ahora hay una “hiper” potencia que es la que manda todas las cosas. Ya no hay una opción capitalista, ahora hay un “hiper” capitalismo. Ya no hay terrorismo, ahora hay un “hiper” terrorismo: los terroristas toman cuatro aviones, matan cuatro mil personas con todos los pasajeros arriba....

    (...) Y en medio de esto celebramos la Pascua, donde ejecutaron a un subversivo, alguien que hoy hubiera dicho “no estoy conforme con este sistema, vamos a tratar de cambiarlo, empecemos a hablar con la gente, empecemos a caminar por las calles, empecemos a hacer algo”... Y uno le hubiera dicho a Jesús, en aquel momento, “pero, escuchame, estás en la última provincia de un Imperio, en un pueblo olvidado, en una cultura marginal y venís de la última provincia, ¿qué vas a cambiar el mundo?”. Y sin embargo todos sabemos que vamos a celebrar esto porque en alguna forma se cambió el mundo, sin violencia, pero se cambió el mundo”. ©ALN

 

VERSIÓN IMPRESA

 

 ENCUESTA
¿que opinas sobre los próximos aumentos que se aplicaran en 2018?
Es justo
Injusto
Votar  Ver resultados  Opiná:Foro
 
 AUSPICIANTES

 

 
 
 Mas Noticias
Administrador del Sitio: Jairo Valencia
Director: José Valencia    Relacionista: Luis Molina E.    Diseño y Programación Web: Diosquez Fernando
Tel: (54-11) 44552022 |  Dirección: Blasco Ibañez 1846 Distrito de San Miguel, Provincia de Buenos Aires, Republica Argentina.  |  E-Mail: info@aquilanoticia.com
www.aquilanoticia.com, Todos los derechos Reservados , Prohibida su reproducción parcial o total sin la autorización de aquilanoticia.com