San Miguel   BUSCADOR
  T.19° H.94% S.T.21°       
Opciones Avanzadas
 
   Jueves, 23 de Noviembre de 2017
Opinión 
Edición: 715 - Fecha: 23 de Dic, del 2005
Un triste fin del ciclo lectivo

(Vadillo)Los desmanes se cometían en pleno centro de San Miguel, contra los comercios y vehículos que circulaban por la Avenida Presidente Perón y la calle Arguero.

     En la última semana de noviembre, durante la emisión del noticiero del canal local, pude observar las imágenes de un grupo de alumnos pertenecientes a una escuela tradicional de San Miguel que se encontraban en la calle cometiendo graves disturbios, con el solo pretexto de festejar por adelantado la finalización del ciclo lectivo.

     Estos hechos producían una sensación de estupor y temor entre la gente que se encontraba en el lugar. Ello me produjo gran tristeza y me movió a escribir este artículo. Fui profesor de este tradicional colegio por espacio de más de treinta años, soy conocedor de su historia, trayectoria educativa, como así también de la calidad de los docentes que pasaron por sus aulas.

    Este triste espectáculo me llevó a la siguiente reflexión, es tanto lo que hemos visto respecto a la destrucción de la educación en la Argentina que queda muy poco por añadir, ya no hay dolor, sino estupor de lo que ha sido de nosotros. Fuimos vanguardia y hoy somos residuo.

Creo que existe una explicación de lo que nos ha ocurrido. En una etapa de nuestra historia hubo un proyecto de Nación y ya no lo hay. Hubo un proyecto de trabajo y de ahorro y ya no lo hay, una idea de política como herramienta del desarrollo y ya no la hay.

     Después de más de dos décadas del fin de la dictadura militar la democracia no ha producido cambio alguno, la Constitución Nacional, pisoteada por la dictadura, es ahora manipulada por los civiles, el país encalló. Donde había trabajadores hoy hay excluidos. Donde debían regir las leyes hoy mandan las mafias. Donde existían convicciones hoy reina el cinismo. La impunidad sigue su carrera desenfrenada. La ignorancia ha triunfado cuando debió haber triunfado el conocimiento. Nuestros jóvenes han embrutecido y van por la senda del extravío, desvelados por las miserias de la inmediatez, sin proyectos, muchas veces guiados por los hipócritas que lucran con la oscuridad y comercian con ellos les muestran una cara de inocencia pero siembran la destrucción a diestra y siniestra, se presentan como gente elegante y sonriente, y bajo la estúpida denominación de “famosos” dan valor a lo sin valor.

     En este cuadro de situación que describo los jóvenes deben desarrollar sus vidas. Se les ha destruido con una absurda reforma educativa el concepto del “saber hacer”. Se ha constituido un retraso, lleno de palabras, de teorías, que sólo han dejado de lado el verdadero conocimiento. Este retroceso imperante dejó de lado entre otras cosas la educación técnica, en la que los alumnos podían optar por estudios en electrónica, mecánica, construcciones, etc. y egresaban técnicos formados. Hoy en día, es difícil para un establecimiento industrial tomar personal especializado, lo deben formar en sus propios fabricas.

     Muchas veces cuando veo estos espectáculos, donde los estudiantes realizan estas manifestaciones de violencia, como la que expresé al comienzo de este artículo, me pregunto:

    ¿ Que será de todos estos jóvenes cuando vayan a pedir empleo? y les digan ¿Qué saben hacer ustedes ? y la respuesta sea “nada”.

Desde hace tiempo en la educación impera el concepto del “todo vale”, ello es un excelente caldo de cultivo para la mediocridad. Lamentablemente fue implementado desde la esferas oficiales, por seres minúsculos, pero audaces, que no están dotados para desarrollar tarea alguna en la que haga falta un mínimo de talento, pero a su vez pasan por creadores originales y reciben honores y también dinero. Se proclaman pedagogos - y se agazapan detrás de aquellos docentes que hastiados ante la decadencia educativa buscan enseñar algo - para denunciarlos como represores. Estos teóricos de la liberación facilista terminan siendo propagandistas de la mediocridad. En esta ideología permisiva, que ha invadido nuestro sistema educativo, desempeña un papel destacado la frivolidad, es decir, la adopción superficial y ligera de actitudes que supuestamente confieren título de progresista, moderno y liberador. Esto sólo lleva a favorecer la indisciplina en las escuelas, entorpeciendo la transmisión del saber.

     La falta de conocimiento nos va llevando, a un accionar concatenado, quiero decir con esto que por espacio de cincuenta años se ha implementado la pérdida del saber en las sucesivas camadas que egresan de los distintos ciclos de enseñanza. Lo he podido observar en la universidad. Desde hace casi tres décadas me desempeño como profesor en una Casa de Altos Estudios y he visto retrogradar a los alumnos año tras año, con una formación cada vez menor. En reiteradas oportunidades he debido reducir los programas para dedicar las primeras clases, para nivelar dentro de lo posible el conocimiento inicial. Muchas veces al finalizar mi cátedra me pregunto ¿ Qué será de todos estos jóvenes, en un mundo que avanza con una inusitada velocidad? y en mi soledad me respondo: con el retroceso que vive hoy la educación se les dilapida el futuro. No habrá porvenir en la ignorancia.

    Creo que otros factores importantes que afectan a los jóvenes en el desarrollo de su conocimiento, son: el sentimiento de abandono que experimentan por parte de sus padres y la traición de la dirigencia a la sociedad, al dejar de ser el referente ejemplar y al admitir el todo vale, rompen las normas y renuncian a acciones: como la verdad, la justicia, la honestidad, la tolerancia y la solidaridad, con la pérdida de estos valores, el joven se siente cada vez mas legitimado para ser agresivo con su entorno.

    Platón afirmó en su obra La República hace casi 2.400 años lo siguiente: “ Cuando los padres se habitúan a dejar hacer a los niños, cuando los maestros tiemblan frente a sus alumnos y prefieren halagarlos, cuando los jóvenes desprecian la ley porque no reconocen nada más allá de ellos mismos, entonces es el comienzo de la tiranía”.

     Sólo se podrá formar a los jóvenes para el mañana cuando se logre advertir para ellos la naturaleza de la verdadera educación que llevará al país a un futuro promisorio y a una verdadera democracia.

    Vadillo

 

VERSIÓN IMPRESA

 

 ENCUESTA
¿que opinas sobre los próximos aumentos que se aplicaran en 2018?
Es justo
Injusto
Votar  Ver resultados  Opiná:Foro
 
 AUSPICIANTES

 

 
 
 Mas Noticias
Administrador del Sitio: Jairo Valencia
Director: José Valencia    Relacionista: Luis Molina E.    Diseño y Programación Web: Diosquez Fernando
Tel: (54-11) 44552022 |  Dirección: Blasco Ibañez 1846 Distrito de San Miguel, Provincia de Buenos Aires, Republica Argentina.  |  E-Mail: info@aquilanoticia.com
www.aquilanoticia.com, Todos los derechos Reservados , Prohibida su reproducción parcial o total sin la autorización de aquilanoticia.com