San Miguel   BUSCADOR
  T.19° H.94% S.T.21°       
Opciones Avanzadas
 
   Sábado, 18 de Noviembre de 2017
Opinión 
Edición: 313 - Fecha: 10 de Feb, del 2004
Fascistas de carton de piedra

La publicación de “Vale todo”, la biografía no autorizada de Daniel Hadad, escrita por Romina Manguel y Javier Romero, pone blanco sobre negro la relación estructural entre periodismo, política y negocios.

     La publicación de “Vale todo”, la biografía no autorizada de Daniel Hadad, escrita por Romina Manguel y Javier Romero, pone blanco sobre negro la relación estructural entre periodismo, política y negocios. Si ahora esa relación se revela más escandalosa es porque cambiaron los aires, no porque haya cambiado la matriz estructural sobre la que giran esos tres vértices.

    “Es un muchachito que no llega ni a facho. ¿Sabés que pasa? No sabe nada de la vida, nunca la rayaron la pintura; pobrecito, se cree un cuadro y es un ignorante”. La caracterización no es de un enemigo declarado de Gerardo Daniel Hadad, sino de alguien que consideraba (o que Hadad consideraba) un amigo: Rodolfo Galimberti, ex empresario y ex montonero que hoy mira crecer las margaritas desde abajo.

    “Vale todo” es el título de la biografía no autorizada del “doctor” Hadad (como se hace llamar el “empresario”), escrita por los periodistas Romina Manguel y Javier Romero, recién lanzada al mercado por las Ediciones B; la orientación del trabajo está en la antípoda de “El enemigo público número dos”, la biografía autorizada por el ex vocero carapintada que en el 2002 publicó Atlántida, firmada por Carlos Baudry.

    Pero enemigo público es lo que Hadad quiso ser (y consiguió: ser una caricatura): de enemigo público, del progresismo, de los homosexuales, de los militantes por los derechos humanos, de los inmigrantes indocumentados, del periodismo no vinculado a la policía o a los servicios de inteligencia, de los “delincuentes”, de los “drogadictos”, etcétera; enemigo público de muchos a quienes, paradójicamente, pagaba el sueldo: homosexuales, periodistas no vinculados a la policía o a los servicios de inteligencia, “drogadictos”, etcétera. No fue reconocido como enemigo por unos, y mucho menos como autoridad por los otros.

    Según los autores, “el doctor” ha tenido en su meteórica carrera varios “padrinos” o sponsors: los más importantes, Bernardo Neustadt; el Opus Dei; el ex presidente Carlos Menem; el ex embajador en el Vaticano, Esteban Caselli, “Cacho”; y el actual diputado por el peronismo bonaerense Carlos Ruckauf, con quien comparte su amor por el genocida Emilio Eduardo Massera y por el cartero Alfredo Yabrán (otro que dio las hurras antes de lo esperado).

    En una segunda línea (de importancia), aparecen sus contactos, algo más que inorgánicos, con la estación local de la CIA, con la SIDE (en cualquier momento, y en cualquier lugar), y con cantidad de vigilantes metidos a operadores políticos o “periodistas”: Hugo Franco, ex director de Migraciones de Menem; Raúl Pedro Juan Moneta, el banquero favorito del ex presidente riojano; y con los representantes de la zona más reaccionaria del episcopado vernáculo.

    En su portal de Internet, Urgente/24, el “periodista” Edgar Mainhard, otro “amigo” de los servicios de inteligencia locales y extranjeros, deslizó que “Vale todo” estaba atravesado por una contradicción: criticar la “subida” de Hadad por sus medios antes que sus fines, cuando la sociedad argentina misma, en los 90, premiaba esa manera de proceder.

    Probable (e imposible) deslinde de mala fe y responsabilidades (Mainhard fue socio de Hadad en la hechura del semanario “El Guardián”), el ex socio -que se caracteriza, en primer lugar, por castigar al idioma castellano, tal cual uno de sus maestros, Julio Ramos-, se olvida que la sociedad argentina ha premiado, desde siempre, cualquier cosa: tanto el asesinato masivo de militantes revolucionarios como las algaradas anti FMI del “Adolfo” Rodríguez Sáa.

    Capítulo aparte merecen los colaboradores favoritos de Hadad, todos blindados a cualquier filtración por izquierda: el diseñador gráfico Antonio Laje, “especialista” en economía, abastecido intelectualmente, en la era De la Rúa, por el titular de “Análisis Estratégico” (sic) de la SIDE, Luis Secco; el Baby Etchecopar; Oscar González Oro; Eduardo Feinmann, “Edu”; y otros del montón, como Marcelo Longobardi, objeto de un chantaje repugnante que terminó con su matrimonio, cuentan en su libro Manguel y Romero, quien volvió al pie del “doctor” pidiendo limosna, con la cabeza gacha, como un alumno esforzado y prolijo.

    Finalmente, una anécdota de este libro imperdible.

    “Cuentan los memoriosos que, a comienzos de la década de los noventa, cuando José “Pepe” Estensoro era presidente de la petrolera estatal YPF, se presentó en la sede de la Avenida Diagonal Norte un joven Daniel Hadad, acompañado de un periodista ligado a los servicios de inteligencia, y pidió una entrevista con el mandamás de la empresa (...)

    “Tenía una foto de Estensoro a punto de darse un “piquito” con la dama de hierro del gobierno menemista, María Julia Alzogaray. Dicen que Estensoro los estudió displicente con la mirada y les dijo: “Bueno, muchachos, esto lo van a arreglar con Luis Prol”, los palmeó en el hombro y se retiró.

    “A la oficina entró “el Colorado” Prol, un reconocido militante de la violenta izquierda peronista con profusa actuación en la década de los setenta (...) Cuando le mostraron la foto a Prol les dijo: “Si publican una línea, no queda un ladrillo sano en sus oficinas”. La foto nunca se publicó”.

    Así se trata a las ratas.

    (Argenpress)

 

VERSIÓN IMPRESA

 

 ENCUESTA
¿que opinas sobre los próximos aumentos que se aplicaran en 2018?
Es justo
Injusto
Votar  Ver resultados  Opiná:Foro
 
 AUSPICIANTES

 

 
 
 Mas Noticias
Administrador del Sitio: Jairo Valencia
Director: José Valencia    Relacionista: Luis Molina E.    Diseño y Programación Web: Diosquez Fernando
Tel: (54-11) 44552022 |  Dirección: Blasco Ibañez 1846 Distrito de San Miguel, Provincia de Buenos Aires, Republica Argentina.  |  E-Mail: info@aquilanoticia.com
www.aquilanoticia.com, Todos los derechos Reservados , Prohibida su reproducción parcial o total sin la autorización de aquilanoticia.com